Escríbenos ó Síguenos En
entérate

‘Aires del Vallenato’, aquí te contamos que son

Martes, 11 de Jul - 20170

 

airesvallenato

Un poema amenizado con música de acordeón, caja y guacharaca, eso es ‘Vallenato’. Y como todo poema, tiene una estructura definida que permite conservar su esencia y tradición con el paso del tiempo

“El vallenato es una música folclórica con una tradición de más de 200 años que ha mantenido sus formas tradicionales y el estilo de canto”.

Las formas de las que se habla, son los comúnmente llamados aires del vallenato o ritmos del vallenato, que reconocidos por la opinión general de las autoridades en el tema, son cuatro y no más de cuatro: puya, merengue, son y paseo. Además, se distinguen únicamente estos porque son los que califica el Festival de la Leyenda para coronar a sus reyes.

Aquí les contamos un poquito de cada uno de ellos

La puya
La puya fue el primer aire definido. Los acordeoneros de la primera generación, que murieron en el siglo XIX, interpretaron puyas, principalmente. Junto con el merengue, proviene de la región de Fonseca, en La Guajira.

Entre todos los aires, la puya es el más fácil de distinguir por ser el más veloz. “En la puya se evidencia el talento del acordeonero”, sostiene José Alfonso Chiche Maestre, compositor vallenato. Y desde 1972, gracias a Pablito López, el cajero de la Dinastía López, se institucionalizó que en la puya cada uno de los intérpretes del conjunto debe realizar un solo para demostrar sus habilidades.

Son
Si la puya se distingue porque es el más rápido de los aires, el son lo hace porque es el más lento. “El son es como un cuento que narra nostalgias”, dice Chiche Maestre. Nació a orillas del río Magdalena en la región de El Paso, tierra de su más grande representante: Alejandro Durán.

Musicalmente está hermanado con el paseo y se toca a cuatro cuartos. Para distinguirlo hay que prestarles mucha atención a los bajos, que se marcan tanto en el acordeón como en la caja, y al sonido de la guacharaca, que goza de protagonismo. Pero además, tiene que estar en su punto: “Si se toca muy rápido, se daña, y si se toca muy lento, también”, dice Alberto Jamaica.

El paseo
Es el más joven de todos los aires, pues mientras los anteriores datan de comienzos de siglo XX –e incluso más antiguos, como la puya–, el paseo cogió fuerza y se definió con claridad a partir de 1930, porque antes se confundía con el son.

El paseo surgió en los alrededores de Valledupar, en Patillal, La Junta y Villanueva. Y, por supuesto, el patillalero por excelencia, Rafael Escalona fue su principal exponente. Su obra se compone, en más de un 50 por ciento, por paseos. Este aire se popularizó con velocidad, de modo que actualmente es el que cuenta con más cantos.

El merengue
El merengue “es el ritmo más sabroso, el que más se presta para bailar”, según Alberto Jamaica, rey profesional del Festival de la Leyenda. Pero vale la pena aclarar en este punto que los más ortodoxos sostienen que el vallenato, en su calidad de reportaje cantado, no se baila. Es conocido que cuando alguien se levantaba a bailar mientras Alejandro Durán interpretaba su música, el Rey vallenato se detenía hasta que la pareja volviera a su lugar. No obstante, hay quienes afirman que, siempre y cuando se haga con respeto por el relato, debe aceptarse que la audiencia se emocione tanto que le den ganas de salir a bailar.

© 2017, Olímpica Stereo. Este contenido está amparado bajo la ley de derecho de autor colombiana

Para comentar esta publicación ingresa con